Mary Paz González García: “Ser multidisciplinar es fantástico y contar con diferentes personalidades ayuda y enriquece”

40 vistas

Marta Gutierrez, Dani Martínez, Mar Ortells, Rita Pujagut, Marc Ramón de l’Institut Caterina Albert

Es una científica especializada en investigación biomolecular. Su último trabajo estudia como las plantas creen bajo la total oscuridad.

  1.  ¿Qué es lo que más te gusta de tu trabajo?

Lo que más me apasiona de la ciencia es que este trabajo es en beneficio de la sociedad y además que todos los días haces cosas muy diferentes, no haces cosas monótonas como en otros trabajos.

  1. ¿Qué estudios tienes?

Hice biología y sociología, después hice unos cursos para sacarme el doctorado, porque valían para el máster. Mi plan es un poco distinto; entonces, los cursos de doctorado valían para el master. Lo hice en la especialidad de biomédica binocular y bioquímica. Esa es mi especialidad, porque al final siempre he hecho tema biomolecular durante todos estos años. Es verdad que utilizó como modelo las plantas porque mucho de mi interés había sido la regeneración de órganos, por ejemplo cuando cortas una planta eso se regenera y nuestra idea es sacar esos genes que puedan participar en ese estado regenerativo y aplicarlo al campo humano. De hecho la telomerasa se descubrió en plantas. No se si vosotros sabéis que cuando se desajusta la telomerasa se produce cáncer. 

  1.  ¿Cómo es tu experiencia como mujer científica? 

Depende de qué país hablemos. Mi experiencia en España es la falta de recursos que hace que se limite mucho. Da un poco igual si eres hombre o mujer, porque el problema radica en que se han aplicado pocos presupuestos para el destino de la ciencia y que hay muy pocas posibilidades. Si remontamos a mi tiempo en Estados Unidos, las condiciones son distintas porque hay más para todos y hay más posibilidades y está más valorado, pero en realidad la experiencia como mujer depende un poco de en qué país te encuentres.

  1. ¿Alguna mujer que haya sido un referente para ti?

La verdad es que muchas tuve la oportunidad de trabajar con dos discípulas de premio Nobel, una es Maria Belasco y la otra es Dorothy Shippen, aprendices de premio Nobel en 2009 por el descubrimiento de la telomerasa, que son Elisabet Brag But y Caroline Grey, entonces Caroline Gray era la jefa de Maria Belasco, y Elisabet Brag But tuve la oportunidad de tener una entrevista en París, pude conocerla personalmente. A mi modo de ver y por mi experiencia sí que hay muchas mujeres que son referentes, aparte de la profesora  de instituto que te transmite y enseña.  La verdad es que mi influencia ha sido a través de varias mujeres a lo largo de mi vida.   

5. ¿En el tiempo que llevas trabajando, alguna vez te has encontrado en una situación en la cual te han tratado diferente por ser mujer?

La verdad es que vivirlo personalmente no, pero sí que es verdad que de alguna manera los puestos más altos en el escalafón científico muchas veces se atribuyen a hombres. Por un lado, porque a veces las mujeres no quieren tener esa responsabilidad que hay que asumir pero, otras veces, los tribunales están compuestos por hombres y eso contribuye mucho más a su elección, porque nosotras tenemos el hándicap de si nos quedamos embarazadas, hay una pérdida de tiempo importante. Y en la ciencia los tiempos muertos son bastante limitados. De hecho, eso lo demuestra el número de mujeres solteras que estamos en la ciencia, porque muchas veces no lo podemos compaginar. Eso no tendría que ser así, hemos de cambiar en ese sentido, tenemos que tener igual de posibilidades en todos los campos.

6. ¿Se te ha dificultado más el  hecho de estudiar o querer ser científica por el hecho de ser mujer?  

La  verdad es que esa dificultad no la he visto, es decir, que en muchas carreras biomédicas hay más mujeres que hombres igual que en la carrera de Ingeniería hay más hombres que mujeres, al final yo creo que es una elección que hacemos en función de nuestro género, otra cosa diferente es que esto esté basado en nuestra educación, eso ya puede ser, que al final la educación que te vayan dando va influyendo pero en la elección, pues no veo tanta la discordancia.

7. En tu campo de trabajo ¿hay más hombres que mujeres?

En mi campo de trabajo, la verdad es que en los puestos más altos hay más hombres, sí que es verdad que se está pretendiendo igualarlo. También desde mi punto de vista las mujeres tenemos que entrar, no porque formemos parte de ese porcentaje de género, sino porque realmente lo valemos. Es decir, si tiene que haber 90% mujeres porque realmente en esa profesión las mujeres son mucho mejores, pues así ha de ser. También se encuentra que al final es una desigualdad, es decir, los porcentajes como todo en esta vida no son muy justos. Creo que lo que tienen que potenciar es cómo pasa en este sistema hay que evitar los enchufes. Lo que sí es verdad es que en este campo, son quienes llevan este estatus de dirección.

8. ¿Creéis que es importante contar con equipos mixtos en los grupos de investigación?

Dentro del grupo de los hombres y de las mujeres hay muchas visiones. Lo que creo es que ser multidisciplinar es fantástico, más allá de la cuestión de  género, contar con diferentes personalidades ayuda y enriquece.

9. En uno de tus últimos trabajos inventasteis el producto D-ROOT, ¿cómo se os ocurrió la idea? 

En realidad lo que se había hecho hasta ahora en el laboratorio era hacer crecer las plantas en unas placas petri en condiciones de luz, entonces empezamos a pensar cómo es realmente en la naturaleza con las partes no aéreas, es decir que crecen en la oscuridad, e intentamos imitarla. Para que fuera lo mismo que en estado silvestre. Todo esto fue porque pensamos que dentro de unos años, como ya sabéis, la alimentación va ser un recurso que va a ser muy limitado porque va a aumentar la población a nivel mundial y también va haber un cambio climático, la sequía va a afectar mucho y la temperatura también, habrá zonas que incluso en España, como por ejemplo toda la parte de Alicante, que posiblemente no vaya a ser cultivable, entonces lo que tenemos que hacer es crear plantas que resistan a esas condiciones adversas.

10. ¿Qué te impulsó a emprender estos proyectos?

La verdad es que yo creo que la capacidad de apasionarte, ser curiosa y tener mucha paciencia son las características más importantes de una científica. Creo que lo más importante en esta vida es hacer lo que más te guste, aunque el camino sea un poco peligroso y difícil, tienes que luchar por lo que te gusta. 

Soy de un pueblo pequeño de Zamora en el que siempre me he tenido que desplazar para poder estudiar. Vosotros al ser de Barcelona os podéis quedar estudiando vuestra carrera en la misma ciudad. No digo que sea negativo el hecho de tener que marchar, sino que por tus inquietudes a veces con 18 años, o en mi caso con 17, tienes que ir a una ciudad que no conoces, y el ser apasionada y querer ayudar a la sociedad es lo importante, y lo que te impulsa a avanzar. Hay muchas formas de ayudar y yo creo que cada uno tiene que hacer lo que le apasiona. 

11. ¿Cómo ves tú el futuro científico?

Durante esta pandemia ha quedado demostrada la necesidad de la ciencia. Si hoy en día podemos salir de esta gran pandemia, no solo es debido a los sanitarios, que son imprescindibles. 

Si España sigue sin querer realmente invertir en el futuro, creo que no avanzará.y es que la  ciencia está por encima de ideologías. Se tiene que seguir presupuestando y se tiene que seguir asignando una partida de dinero.  Dando más garantías de estabilidad y económica en el sector de la ciencia, es necesario evitar la huida de cerebros. Mucha gente sale de España porque las condiciones no son las óptimas para trabajar aquí. Y es que no dan incentivos para seguir, sino que dan posibilidades como para poder huir.

El más reciente de Blog

El racismo en España

Per Abatallers LAS ROZAS REPORT La desigualdad y las conductas racistas continúan existiendo en la sociedad